• Oferta de bienvenida para todos
  • Hasta 30% de descuento
  • Píldoras de bonificación gratuitas
Teléfono Teléfono
Lunes-Viernes 09:00 - 17:00 Teléfono: Llamadas Internacionales:
Métodos de pago
La entrega

Deseo sexual en hombres y mujeres

La libido, no es más que ese deseo o impulso sexual que experimentan los seres humanos, previo al cotio, ya que si hay ausencia de éste, el acto en sí no tendrá lugar de forma plena y satisfactoria. Como consecuencia de ello, el ser humano se suele cuestionar sobre los deseos o impulsos sexuales llegando a plantearse la interrogante sobre. ¿Cuál sería el nivel ideal de la libido que hay que tener para llevar a cabo el acto sexual? 

Con el devenir del tiempo este deseo carnal que experimentan hombres y mujeres, suelen disminuir por diversos motivos y razones, algunas veces cuando acaba el periodo del enamoramiento, en otros casos la monotonía hace que los encuentros sexuales no sean tan frecuentes, comienzan a esfumarse las fantasías o pensamientos eróticos que surgen en la psique para posteriormente liberar el deseo.

El deseo libidinoso evoluciona, cambia al igual que lo hacemos los seres humanos, de allí que en algún punto de la vida pensemos sobre las posibles causas que determinan los altos o bajos niveles de impulsos sexuales. 

Artículo relacionado: Comprar Levitra al Mejor Precio en México en Farmacia sin receta

En el campo del psicoanálisis, esta sensación responde a un impulso en el que se experimenta una excitación dentro de sí, que al querer liberar la tensión sexual, se llega a la satisfacción del deseo a través de relaciones heterosexuales, homosexuales, entre otras.

Factores que inciden en la disminución de la libido

Muchos son los aspectos que influyen en el deseo carnal del hombre y la mujer y por causas diferentes, la intensidad del mismo lo determinan factores diversos como la forma de vida, la educación y la cultura, los tabúes, sentimientos, fantasías e incluso los cambios hormonales. 

Como señalamos anteriormente, la psique tiene mucho que ver con el impulso y deseo sexual que sienten el hombre y la mujer, y la misma no es proporcional con la edad biológica tanto como si con la experiencia de vida. Son actos propios que van de la mano con las formas en que se viven las relaciones sexuales, la creatividad, lo nuevo, no es limitado a los adolescentes que descubren su sexualidad, sino que puede experimentarse a cualquier edad.

Algunos de los factores que inciden en la disminución de la libido en una persona, pueden ser:

  • Los medicamentos tienden a disminuir la libido, salvo los antidepresivos o anticonceptivos. Estos tienen la particularidad de afectar al organismo de la mujer y en algunos casos, disminuye el nivel de libido.
  • No seguir una alimentación adecuada se convierte en uno de losfactores principales que afectan el deseo sexual, ya que por ejemplo una dieta carente de proteínas hace que disminuya la producción de la hormona de la testosterona.
  • Otro factor que causa disminución del deseo son los problemas que puedan presentar con la pareja, así como la rutina, o la ansiedad y depresión.

Aumentar la libido es parte de la salud sexual

Mantener un deseo libidinoso constante puede ser positivo o negativo según la forma de vida que se tenga. Para los que les gusta estar activos sexualmente es importante tener en cuenta que la libido puede disminuir al dejar de practicarse con regularidad el acto sexual, sin embargo la autoexploración y descubrimiento de las zonas erógenas pueden aumentar el impulso sexual.

Artículo relacionado: Cialis Genérico (Tadalafil) Pastillas de 20mg y 5 mg disponible en México

Otra forma de aumentar la libido como parte de la salud sexual es durmiendo lo necesario con el fin de evitar el cansancio que en nada ayuda a mantener el deseo carnal. Encontrar momentos de tranquilidad, hacer algún deporte o ejercicio de respiración, meditación, hacen que disminuya el estrés pudiendo activar y llevar a cabo el coito satisfactorio.

La buena alimentación es imprescindible para la salud del cuerpo en general, ya que conforme a las energías que se le suministren al cuerpo, los nutrientes, aminoácidos, vitaminas y la fibra permiten estar activos incluso en el plano sexual con entusiasmo, de allí que existan alimentos considerados como afrodisíacos que aumentan el deseo carnal.

Si se vive en pareja las manifestaciones constantes de cariño por medio de las caricias, hacen que fluya la llama del deseo, desde un beso de buenos días o el dormir abrazados, puede marcar la diferencia en la relación y aumentar la excitación. El uso de alguna prenda de vestir sensual, algún juego o simplemente la manifestación del cariño y respeto pueden aumentar la libido por el componente emocional que trae consigo en las parejas.

No se pueden olvidar los preliminares que hacen que el impulso sexual vaya in crescendo lo que les llevara a las parejas disfrutar mucho más del acto sexual, especialmente cuando hay niños suelen olvidarse estas caricias tan importantes que aumentan la libido.



Usamos cookies para mejorar su experiencia. Al continuar visitando nuestro sitio, usted acepta el uso de nuestras cookies.

¡Lo tengo!